Mucho se habla de fútbol en estépoca y de las grandes estrellas. Que si es mejor Mesi que Ronaldo, que si el más grande de todos los tiempos fue Pelé, Maradona etc…. En Bilbao tuvimos uno de los más grandes, Pichichi. Por la lejanía en el tiempo es difícil compararlo con estos astros de la era de la TV, pero voy a dar unas pinceladas de su historial deportivo y personal para demostrar que es uno de los grandes de la historia del fútbol.

Nació en el número diez de la calle Santamaría del Casco Viejo Bilbaíno, esto ya es una ventaja con respecto a los Pele, Maradona etc.. La placa se puede ver en español, francés e inglés. En 1911 ficha por el Athlétic y es el jugador que marca el primer gol en el antiguo San Mamés. El diario marca creó el galardón con su nombre para premiar al máximo goleador de cada liga, recibiendo el primer trofeo Telmo Zarraonaindía “Zarra”, otro de los grandes del fútbol mundial.

Pichichi ganó cuatro copas del Rey y cinco campeonatos regionales. En aquella época no existía la liga y el trofeo “mayor” era la copa del Rey. Existe la creencia generalizada de que era un gran rematador, sobre todo de cabeza, y aunque esto es cierto, lo que no se conoce es que era un extraordinario driblador. Sus cabalgadas con el balón pegado al pie que acababan en auténticos golazos los habría firmado él mismísimo Pelé.

Con la selección española jugó cinco partidos, marcando un gol, y fué medalla de plata en la olimpiada de Amberes en 1920. En aquella época los partidos internacionales eran muy escasos.

Pichichi metió 101 goles en 159 partidos con el Athlétic que fué su único equipo, a pesar de que los grandes equipos de fútbol inglés le hicieron grandes ofertas par que jugase en la liga inglesa.

Si como jugador era un fenómeno en lo personal también lo era. Fué el primer jugador del Athlétic que cobró un sueldo y dicen que empleaba aquel dinero en celebrar las victorias invitando a sus compañeros en los resturantes del Casco Viejo y en el salón Vizcaya donde los aclamaban como a héroes. Era un tipo divertido y sano juerguista

Su padre, abogado, que procedía de Amurrio llegó a ser Alcalde del ayuntamiento de Bilbao. Su madre, de Bergara, era pariente del antropólogo Aranzadi y de Don Miguel de Unamuno, siendo Pichichi sobrino y sobrino-nieto respectivamente.

Estudió derecho en la universidad de Deusto y se casó con Avelina Rodríguez, de cuyo matrimonio nació Isabel , profesora del instituto Miguel de Unamuno y extraordinaria jugadora, como su padre.

Tras abandonar el fútbol se dedicó al arbitraje, aunque por poco tiempo ya que falleció el 1 de marzo de 1922, debido a la ingesta de ostras en mal estado.

En San Mamés se inauguró un busto en su homenaje, al que todos los equipos que llegan por primera vez a la Catedral, le rinden homenaje con la ofrenda de un ramo de flores.

Agenda de ocio y cultura en Bilbao